Cuando se juntan las ganas de querer con el no poder dejar de hacer, te asalta una duda y enmudeces.

La realidad encontró a la ficción en un callejón y la superó con creces.

Hay que joderse. Cuanto más se de ti, menos se de mi y a veces, sólo a veces, creo haber encontrado la belleza en los silencios, en las pausas y en los tiempos que, contra mareas y vientos, se abren camino a besos y a codazos.

A versos y a codazos.

Antes de tí y después de aquel coleccionista de huesos, creí que nada volvería a coger forma, que nadie volvería a hablar jamás mi mismo idioma, que mi cuerpo se evaporaría y sólo me quedarían los sesos y, mira por donde, estoy aquí gracias a ellos.

Podría ser más alta, más guapa, tener más pecho y quedar mejor en las fotos pero no es el caso y, de hecho, si no eres tú, será otro quien me quiera siendo un garabato, un mordisco, un bicho raro…

Me alegro de haberte conocido y ser un suspiro de madrugada.

Fue cuando te conocí que me convertí en unicornio.

https://instagram.com/valentinamaleza

https://instagram.com/valentinamaleza

Anuncios